Para una larga duración de los recambios y buena utilización de la manopla, hay que tener en cuenta los siguientes puntos:

1-      Con la piel grasa se saturan antes que con la  piel seca. Con mucha cantidad de vello se gastan antes. Con vello fuerte se gastan antes.

2-     El silicio (mineral que contiene la manopla) es el mineral mas cortante después del diamante, si le dejas espacio “sin presionar” para que se desprenda y trabaje será más efectivo para debilitar la raíz, si aprietas se gasta antes y no es tan efectivo.

3-     Se tiene que hacer con la piel limpia y sin cremas.

4-     Se tiene que hacer con la piel seca (si no lo está suficiente a la hora de depilar, se aplica polvos taco para que absorba la humedad), con la humedad el recambio no actúa bien y se queda inutilizable.

5-     Si se utiliza como mantenimiento de la depilación, a la mínima que sale el vello ya se puede pasar la manopla, con el vello corto ( Sobre todo en las zonas sensibles como ingles, axilas, pecho o espalda)

Superficialmente el silicio penetra en el poro y va deshaciendo la raíz de una forma indolora, como el “cortado” es irregular y más profundo que una cuchilla al aplicar calor con la fricción, estamos debilitando el crecimiento del próximo pelo.

Si somos constantes,  llegará un momento en que el pelo dejará de salir.

Silicio es el mineral más cortante después del diamante, son microcristales que pueden penetrar de una forma muy superficial dentro del poro y debilitar la raíz, pero para que pase esto sin dañar la piel, tenemos que darle el impulso con el movimiento sin apretar, de una forma suave con movimientos circulares hacia las dos direcciones, casi levitando!! De esta manera no dañaremos la piel, al contrario, haréis un peeling y tendréis unas piernas suaves y perfectas!!

La rotación la puedes hacer tan grade como quieras, el masaje tiene que ser sin presionar, así haces menos esfuerzo y es más eficaz a la hora de debilitarte la raíz y el recambio dura más.

Con la humedad puede ser que la manopla no depile como es debido, en verano sobretodo. Para solucionarlo: movimientos circulares y sin apretar. En las zonas húmedas como en las ingles o axilas se le puede aplicar “polvos talco”, sacudimos y listos para depilar siempre con la piel limpia, tersa, en movimientos circulares y sin presionar.

Para que el mineral penetre en el poro de forma superficial y debilite la raíz, el movimiento tiene que ser en forma circular hacia la derecha (dos o tres vueltas) y hacia la izquierda (dos o tres vueltas), para coger bien todos los vellos a contra pelo. Al masajear no se debe presionar, queremos que el silicio penetre dentro del poro sin dañar la piel, hay que dejar espacio para que el mineral se desprenda y penetre al poro sin forzar, el pelo hace de puente hacia la raíz. Entonces, masaje suave hacia las dos direcciones. Si lo hacemos con el pelo corto, piel limpia y seca, facilitamos el proceso.