Preparación de la piel para la depilación con manopla

La manopla depilatoria Silnatur es un método natural, indoloro y efectivo para eliminar el vello. Para obtener resultados óptimos, te compartimos unos sencillos consejos sobre la preparación de la piel para la depilación.

Preparación de la piel para la depilación con manopla

Preparar la piel para la depilación es sencillo, requiere poco tiempo y tiene un doble beneficio. Por un lado, hace que el proceso sea más rápido y que la piel esté sana y cuidada. Pero además, siguiendo estos trucos, extiendes la vida útil de los discos depilatorios.

Tomar una ducha antes de depilar

Te recomendamos tomar una ducha caliente antes de depilarte. Así, tendrás la piel limpia y lista para pasar la manopla. Esto también abrirá los poros, lo que ayudará a que las micropartículas de silicio accedan con más facilidad a la raíz del pelo. Recordemos que el guante depilatorio actúa por fricción y calor. Es decir, que no hay que ejercer presión al pasarlo. Así, estas micropartículas ingresan a la raíz y van eliminando el vello y debilitando su crecimiento.

Y hay más. Al tomar una ducha como primer paso de la preparación de la piel para la depilación, ayudas a que el recambio dure más, gracias a que el pelo se reblandece y el silicio se gasta menos.

Después de la ducha, seca muy bien la piel y no te coloques crema. Para usar la manopla depilatoria, es preciso que la piel esté limpia, seca y libre de cremas.

¿Es necesario tener el vello largo?

Para nada. Más bien, todo lo contrario. Si tienes el vello largo, te recomendamos cortarlo un poco. Si eres hombre, tal vez estés por depilarte el pecho por primera vez y el vello de la zona sea largo y abundante. Acórtalo antes de la depilación. Puede suceder lo mismo en zonas como las piernas, los brazos o las ingles. Para obtener los mejores resultados, lo ideal es que la piel esté tersa, sobre todo en las áreas más sensibles. Esto no significa que no puedas utilizar la manopla depilatoria sin cortar el vello largo, pero el recambio durará bastante menos y la depilación no será tan ágil.

Para una óptima preparación de la piel para la depilación, te sugerimos pasar la manopla cuando el vello es incipiente. El proceso será más rápido y efectivo. Además, esto irá debilitando el pelo y hará que el disco depilatorio dure más.

Preparación de la piel para la depilación de zonas sensibles

Sin importar que método de depilación hayas usado hasta ahora, habrás notado que la piel de cada zona del cuerpo es distinta y tiene sus propias características. El rostro es más sensible (y visible) que las piernas, mientras que la depilación en las ingles es un poco más compleja que en los brazos. Por esto, hay algunos trucos para que la manopla depilatoria se deslice mejor, no irrite y obtengas los mejores resultados.

En todos los casos, es preciso que la piel esté limpia, seca y libre de cremas. Como te decíamos antes, si el vello está corto, mucho mejor, sobre todo en las zonas sensibles. En las axilas, puedes aplicar polvos de talco para absorber la humedad. Así, facilitamos el deslizamiento de la manopla y prevenimos irritaciones.

Cada vez que pasas la manopla, hay que mantener la piel estirada. Esto aplica a todas las zonas del cuerpo, pero en especial a aquellas donde la piel no está tan tirante, como el labio superior o las ingles.

Exfoliar la piel

Si ya usas la manopla depilatoria de silicio, tal vez ya sepas que, junto con depilar, realiza una exfoliación de la piel. Esto ayuda a tener la piel preparada. Si entre depilación y depilación, haces una exfoliación con un guante de crin o una crema exfoliante natural (usando aceite de coco y azúcar, por ejemplo), mucho mejor. Esto será una buena preparación de la piel para la depilación ya que hará que el guante de silicio se gaste menos, por tener menos piel muerta que retirar. Además, cuanto más tersa esté la piel, más rápida y eficaz será la depilación con manopla.

2019-07-29T14:49:52+00:00

Deja un comentario